AnimalesTelevisión

¿Sabías que Betty Boop era una perrita cuando nació?

betty boopNoticiascuriosas.com/Madrid. La sexy Betty Boop, icono de la cultura pop y símbolo sexual, ha sido seguramente durante décadas el dibujo animado más sexy de la historia. Por lo menos, lo fue  hasta que fue desbancada por la espectacular Jessica Rabbit en 1988. Sin embargo, pocos saben que cuando ella nació en 1930 no era tan sensual ni atractiva,  ni siquiera era humana.
Betty Boop hizo su primera aparición en 1930 como secundaria en un corto titulado Dizzy Dishes de Fleischer Studios, en el que era la bailarina de un club nocturno donde el protagonista, un perro llamado Bimbo, era camarero. Apareció con la forma de una perrita antropomorfa bastante fea y sin nombre. Sin embargo, conquistó al público que demandó más historias de esa perrita.

Helen KanePara crear a esta primera Betty, Fleischer Studios se inspiró en la cantante y actriz Helen Kane, una chica flapper que encarnaba el ideal de la belleza femenina. El primer diseño de la Betty Boop perro apenas retuvo nada de su sensualidad. Sin embargo, su pelo rizado, su cara redonda, su 1,50 de estatura y sus faldas cortas definirían más adelante  la imagen de la Betty que todos conocemos.
En 1931 el personaje apareció en varios cortos como la novia del perro Bimbo. Ante su éxito, Fleischer Studios decidió convertir a su nueva estrella en humana.

Fue en 1932, cuando  hace su primera aparición como humana en el corto Rag traps, en el que sus largas orejas fueron sustituidas por unos enormes pendientes de aros y quedó bautizada con el nombre que la ha hecho famosa: Betty Boop. Y sobre todo sirvió para definir su personalidad: una sexy mujer que llevaba vestidos cortos que dejaban ver su escote y su característico liguero y que solía ser perseguida por hombres un poco obsesos.

El personaje explotó su sensualidad durante varios cortos hasta que la censura llegó a su vida a mediados de los años 30. Por presiones de la oficina del código de censura de William H. Hays, Paramount Pictures obligó a los Fleischer Studios a reducir la carga sexual del personaje. Betty Boop fue obligada a llevar vestidos más largos que tapaban su escote y sus brazos y a ‘tirar’ su liguero. También, dejó de ser una cantante de club para asumir otros roles más tradicionales y ‘apropiados’ como el de profesora o ama de casa.

Las aventuras de esta Betty solterona y menos liberal dijeron adiós en 1939 con el corto Yip Yip Yippy, sin embargo su imagen como dibujo sexy ha perdurado hasta nuestros días a través de todo tipo de merchandising.




Etiquetas
Ver más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados

Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker